Friday, November 26, 2021

El Fotografo de Mauthausen

Must Read

Da 5 Bloods

Nunca diré que Da 5 Bloods es una mala película –tiene al menos varios buenos momentos y...

Enola Holmes es refrescante y entretenida

Esta mezcla de fantasía, cine de aventuras y de humor negro es la más reciente incursión en...

Joker: Un estudio de personaje

Al público no le ha gustado Joker, y esto es completamente entendible. Esta no es una película...

¿Cansados de las historias y películas sobre las atrocidades de los Nazis durante la Segunda Guerra Mundial? Es probable. Después de más de 70 años de dramatizaciones e interpretaciones sobre los horrores del Holocausto, a nadie debe sorprender que muchos sientan cierta fatiga y desaliento sobre el tema.

Sin embargo, tal como demostró el prestigioso director Christopher Nolan hace un par de años con la estupenda película “Dunkirk”, como también lo hace ahora la directora Mar Targarona con la menos efectiva y modesta ‘El Fotógrafo de Mauthausen’, (disponible en Netflix); todavía quedan por ahí interesantes historias y relatos sobre aquel conflicto bélico, desconocidos por la mayoría, que merecen ser abordados.

Habiendo dicho lo anterior, hay un hecho, no obstante, que resulta insoslayable. Nuestra simpatía o displicencia hacia los nuevos enfoques que sobre dicho tema se realicen dependerá en mucho de los alcances y el grado de efectividad y excelencia que los mismos registren.

Una escena de la película El Fotógrafo de Mauthausen

En ese sentido, y dado que, por supuesto, la película está basada en hechos reales, es pertinente preguntarnos, entonces, ¿quién fue Francisco Boix?

Ese debió ser uno de los puntos de arranques de un film cuya historia, en el papel, encierra tanto potencial, prácticamente, desde cualquier óptica que se le mire, ya sea como cine de suspenso, como drama histórico/militar, como cine de aventuras o incluso dentro del drama psicológico.

Sin embargo, la directora Targarona, quien también escribió el guion del film, optó por un acercamiento hacia el personaje un tanto superfluo y unidimensional.

El papel que jugó el campo de concentración Mauthausen durante la vorágine expansionista de Hitler concentra por si mismo gran importancia, dentro de ese contexto; y si a ello añadimos la presencia de un grupo de revolucionarios españoles que lucharon en la Guerra Civil de España, y en especial al fotógrafo que tuvo la valentía de salvar parte de los negativos que mostraron al mundo los horripilantes abusos registrados allí, estamos en presencia entonces de una magnifica historia, ideal para ser adaptada al cine.

Nada de eso, desafortunadamente, se aprecia aquí. No digo que esto que ‘El Fotógrafo de Mauthausen’ sea una mala película. Pero planteadas a las cosas desde ese punto de vista suena mucho más sugestivo y cautivador que la forma opaca y un tanto carente de brío como nos llega el relato concebido por la señora Targarona.

El Fotógrafo de Mauthausen’ es un trabajo digno y honesto

La película es un trabajo digno y honesto, y tiene una que otra secuencia verdaderamente conmovedora. Pero en general mantiene un perfil bajo y contenido que constriñe su trascendencia. Asimismo, la estructura narrativa a la que apela la directora Targarona, es morosa, un tanto teatral y en general plana y sin mucho vigor.

Tal vez, eso tenga que ver con el hecho de que esta no es una super producción, y por lo tanto, no hay abundancia de recursos de los cuales disponer, pero en realidad esto no debería ser una hándicap para el film. La fuerza y el valor de esta historia –aspectos que nadie puede negar – deberían provenir de su interior, no de su entorno.

The Mauthausen Concentration Camp, 1938/ Mauthausen Memorial.org

De igual manera, la edición no tiene la precisión y dinamismo que coadyuven a atrapar e impactar fuertemente al espectador, o simplemente hacer de ésta una historia más interesante. Como ejemplo, cabe mencionar la innecesariamente extensa secuencia que prosigue a un acto de ahorcamiento, por cierto, poco convincente.

Así que, ¿quién fue Francisco Boix? Hasta el arribo de esta película, muy pocos podían responder con propiedad dicha interrogante, incluyendo a quien suscribe. Boix fue un exiliado republicano español, quien, al terminar la Guerra Civil Española en 1939, se radicó en Francia.

Allí fue capturado por los alemanes y posteriormente trasladado como prisionero de guerra, junto con miles de españoles, al campo de concentración, o mejor dicho de exterminio, de Mauthausen, Austria. Su habilidad como fotógrafo probablemente le salvó la vida, en virtud de que le fue asignado ayudar en el registro de muchas de las aberraciones y vejámenes a las que dichos prisioneros eran sometidos.

‘El Fotógrafo de Mauthausen’ es una crónica de sus experiencias y de su interés por salvar muchos de los negativos fotográficos de lo que se vivió en aquella antesala del infierno. El fue el único español que testificó en los juicios de Nuremberg contra los Nazis. Al final del film aparece una imagen de archivo de él que recoge aquel momento histórico.

Mario Casas, es el actor que tiene a su cargo la personificación de Boix, pero su actuación no es suficiente para elevar la producción más allá de la medianía. Es, decir, su caracterización es correcta, pero la misma está exenta de carisma y, por consiguiente, a nadie entusiasma.

Lo mismo vale para el resto de los actores. Precisamente, uno de los aspectos claves de El Fotógrafo de Mauthausen es el hecho de que la mayoría de sus personajes o son irrelevantes o reflejan cierta orfandad que, por supuesto, no le hace nada bien al film. Precisan de mayor contexto y definición.

La barbarie de los Nazis en Mauthausen está, según se dice, mucho mejor documentada en el libro “El Fotografo del Horror”, escrito por el historiador español Benito Bermejo en 2015.

- Advertisement -
- Advertisement -

Latest News

Da 5 Bloods

Nunca diré que Da 5 Bloods es una mala película –tiene al menos varios buenos momentos y...

Enola Holmes es refrescante y entretenida

Esta mezcla de fantasía, cine de aventuras y de humor negro es la más reciente incursión en la inacabada historia que rodea...

Joker: Un estudio de personaje

Al público no le ha gustado Joker, y esto es completamente entendible. Esta no es una película de acción y aventuras como...

World War II in Colour

Aunque no presenta una cuantificación total, en términos de los estragos y las enormes pérdidas  –humanas, materiales y de medio ambiente– de...

Greyhound: Entre la historia y la ficción

Greyhound, una producción de Sony Pictures cuya fecha de arribo a las salas de cine fue cambiada en dos ocasiones, ha visto...
- Advertisement -

More Articles Like This

- Advertisement -